Amazon lo ha hecho: un supermercado en el que no hay que pasar por caja

Amazon quiere ser un referente en todo lo que supone distribución, así que no es raro que innove y que proponga nuevos modos de vender. Su último invento ha sido una iniciativa que permite comprar en un supermercado sin necesidad de hacer colas en las cajas. Simplemente se entra, se activa la app que controla nuestros movimientos en el interior y se coge lo que se quiere adquirir. Al salir, todo está cargado en un carro virtual y se procede al pago mediante la tarjeta de crédito asociada a la app. Todo rápido, sin colas y totalmente seguro, según nos dicen.

Este sorprendente supermercado está ubicado en Seattle, así que son sus habitantes los primeros que han podido descubrir cómo funciona esta tienda que se asemeja bastante a una virtual, pero con productos físicos. El proceso es muy sencillo. Antes de entrar se activa la aplicación, que genera un código QR. Este se escanea desde la pantalla al entrar y se activa la app. Una red de cámaras escanean en tiempo real las caras de los clientes y la actividad que realizan en el supermercado. El sistema es consciente de qué se coge y qué se deja en la estantería de nuevo, así que se sabe perfectamente qué se ha llevado cada persona y que no.

El supermercado Amazon Go no tiene cajeros ni colas para pagar

Los clientes están totalmente controlados por las cámaras de vigilancia y sensores, que determinan el comportamiento de cada persona que entra en el establecimiento de 167 metros cuadrados que se encuentra en los bajos de la sede de Amazon en Seattle. Se realiza un seguimiento completo de cada cliente y mediante la inteligencia artificial se consigue saber perfectamente qué productos cogen. Al salir con la compra hecha, solo hay que escanear de nuevo el código para que las puertas se abran y se pueda salir sin problemas y con el cargo de todo lo comprado en la cuenta de la app.

Este supermercado ha sido inaugurado este lunes 22 de enero, aunque ya había sido sometido a varias pruebas a lo largo de 2017. Se detectaron varios errores, así que la apertura oficial se ha realizado este mes, con todos los sistemas testados y las correcciones realizadas para que no haya ni un solo problema a la hora de registrar las compras y realizar los pagos. Por el momento, aunque en un principio había varios empleados en la tienda, estos han ido eliminándose hasta dejar solo a personal de reposición y control técnico. Pronto, se eliminarán algunos puestos más para que todo, excepto lo imprescindible, sea realizado por la inteligencia artificial que controla el establecimiento.

Este tipo de supermercados se probará en otros lugares de Estados Unidos y se pretende que en pocos años sea mucho más común encontrarse con algo así en las principales ciudades estadounidenses. ¿Será el futuro de los supermercados? Por ahora, es presente en Seattle y tras un periodo de prueba, veremos si se extienden por otros puntos del país. Este vídeo de Amazon explica el funcionamiento del supermercado donde dicen que eliminarán las colas para pagar. Por ahora, las colas se hacen para entrar y desde luego, será un lugar de peregrinación para muchos de los turistas que visiten Seattle.

Foto: Ryan Petersen – Twitter

2018-05-23T13:19:19+00:00